Media Contact

Dana Chicklas, (734) 945-8857, dchicklas@aclumich.org

November 20, 2019

PARA PUBLICACIÓN INMEDIATA 
20 de noviembre de 2019 

DETROIT - Hoy, la Unión Americana de Libertades Civiles de Michigan (ACLU por sus siglas en inglés), junto con los abogados cooperantes de Loevy & Loevy, presentó una demanda contra el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE por sus siglas en inglés) de EE. UU. Y el Departamento de Seguridad Interna de EE. UU. (DHS por sus siglas en inglés) por los registros relacionados con la detención del veterano del Cuerpo de Marina y ciudadano estadounidense Jilmar Ramos-Gómez. Esta demanda también busca: datos y políticas sobre ciudadanos estadounidenses, residentes permanentes legales e inmigrantes legales que son detenidos injustamente y deportados; y políticas y procedimientos con respecto a personas con problemas de salud mental o discapacidades. 

«Jilmar Ramos-Gómez luchó y sirvió a nuestro país de manera desinteresada, sin embargo, ICE trató de deportar a este héroe de su ciudad natal y descaradamente descartó sus desafíos de ciudadanía, servicio y salud mental» dijo Miriam Aukerman, abogada del ACLU de Michigan. «Señor Ramos-Gómez, y el público, merecen saber por qué el gobierno de los Estados Unidos abusó de su propio ciudadano y veterano, y cuántos otros han sufrido de la misma manera». 

La ACLU y los abogados cooperantes también presentaron un reclamo administrativo contra ICE y DHS en busca de daños y perjuicios para Ramos-Gómez en virtud de la Ley Federal de Reclamaciones por Daños (FTCA por sus siglas en inglés). El reclamo expone la información que ICE tenía claramente mostrando que Ramos-Gómez era ciudadano y marino de los EE. UU., y alega que ICE lo detuvo e intentó deportarlo de todos modos. La detención injusta de ICE de Ramos-Gómez empeoró su PTSD hasta el punto de que requirió hospitalización poco después de su liberación; ahora rara vez sale de su casa o pasa tiempo en su comunidad. 

«Esta es una discriminación racial descarada contra un ciudadano de los Estados Unidos y veterano de combate condecorado simplemente por el color de su piel» dijo Anand Swaminathan, abogado colaborador de ACLU y socio del bufete de abogados Loevy & Loevy de Chicago. «El propio gobierno de Ramos-Gómez ignoró su prueba indiscutible de ciudadanía y lo detuvo cruelmente debido a su origen Latinx». 

El 21 de noviembre de 2018, Ramos-Gómez sufrió un episodio de salud mental relacionado con el PTSD y la policía de Grand Rapids lo arrestó en el techo del hospital Spectrum Health en Grand Rapids. Un capitán de GRPD fuera de servicio le pidió a ICE que «verificara su estatus». A pesar de la amplia evidencia de su ciudadanía estadounidense, Ramos-Gómez fue arrestado por ICE el 14 de diciembre de 2018, el día en que debía ser liberado de la Cárcel del Condado de Kent.  Ramos-Gómez pasó tres días en detención de ICE, donde su salud mental se deterioró severamente, y donde él y compañeros detenidos fueron maltratados y puestos en ridículo. 

Los abogados para el reclamo administrativo del Sr. Ramos-Gómez y para el litigio para obtener sus registros incluyen abogados de la ACLU de Michigan, Loevy & Loevy, Richard Kessler y la ACLU del Distrito de Columbia. 

La ACLU de Michigan celebrará una conferencia de prensa hoy a las 2:30 p.m. en su oficina de Grand Rapids ubicada en: 1514 Wealthy Street SE, Suite 260. 

Stay informed

ACLU of Michigan is part of a network of affiliates

Learn more about ACLU National